domingo, 22 de enero de 2012

CUANDO CUENTO MICRORRELATOS

Cuando cuento microrrelatos en el colegio los niños cambian de cara, abren mucho los ojos, esperan ansiosos la historia que les voy a contar.

Saben que no pueden perderse ni un solo detalle. Es tan breve, que un pequeño despiste les hará perderse lo mejor.

Es tan intenso, que la emoción perdura. Y una vez se termina, sólo quieren que les cuente más.

1 comentario:

  1. Totalmente de acuerdo.
    Además les encanta crearlos.

    ResponderEliminar