lunes, 20 de febrero de 2012

OCTAVO

Cree en ti, pero no tanto; duda de ti, pero no tanto. Cuando sientas duda, cree; cuando creas, duda. En esto estriba la única verdadera sabiduría que puede acompañar a un escritor.

¿A un docente también?

Feliz día carnal a todos.


1 comentario:

  1. Pues sí, es una sabiduría que acompaña a los docentes, que encuentran en su camino dudas e ilusiones y todo ello va sembrado el camino por el que trasncurren. Las dudas motivan para mejorar y la seguridad es necesaria para demostrarla a los alumnos, y llegar a ellos con confianza.
    Interesante reflexión.
    Enhorabuena por el blog, es una pequeña ventana cargada de ilusiones infantiles...tan necesarias para los adultos.
    Esther ♣

    ResponderEliminar