sábado, 27 de abril de 2013

MICRO DE LA PRIMAVERA EN FRÓMISTA


                       DON INVIERNO DE LAS MANCHAS

Despuntaba el sol en Frómista cuando Manchas se levantó. Era una preciosa cachorra blanca y negra con manchas, con un morro largo y unas orejas caídas.
Le gustaba jugar con la pelota, dar a la gente con el rabo, pasear delante de las puestas de sol y mordisquear la camiseta de los niños. No le gustaba nada bañarse ni que los gatos la persiguieran.
Vivía en el Colegio Pablo Sainz de Frómista. Y siempre que podía asistía a clase de música y educación física.
Un día, escuchó una voz que venía del sonido de los árboles y del viento. Y ¿sabéis qué hizo Manchas?  Como era muy valiente, salió fuera. Y vio al invierno que era un muñeco de nieve, que estaba muy triste y decía:
-          No tengo nada en contra de la Primavera. Y me entristece mucho no poderla ver.
-          ¿Por qué estás recogiendo todo eso?, le preguntó Manchas.
-          Tengo que recoger mis cosas porque va a llegar la Primavera.
El Sr. Invierno estaba guardando el frío, la nieve, las heladas, los chupiteles, el hielo, la lluvia, los abrigos, en su maleta, que era una nube.
-          Me voy al otro hemisferio, - dijo, muy triste.
-          ¿Por qué no te quedas conmigo en el colegio? – preguntó Manchas.- Pondré el aire acondicionado a tope y así podrás ver a la Primavera.
Y entonces pudo ver cómo florecían las rosas, cómo hacía calor, a los niños jugando en el patio y el parque, y fue muy feliz.
Y colorín colorado, adiós que me coy a comer un helado.

2 comentarios:

  1. Jejeje menuda chulada este cuento y los niños muy participativos e imaginativos.
    Gracias niños!!!!

    ResponderEliminar
  2. Muy chulo el cuento que se inventaron los chicos y chicas de Fromista. El título muy sugerente.

    ResponderEliminar